Cada vez hay más talleres ilegales

article-talleres-ilegales-1000millones-perdidas-93556-51652796c8a2b

Hoy nos toca volver a hablar de un nuevo efecto colateral de la crisis económica que vivimos relacionado con el mundo del motor: los talleres ilegales, cuyo número y actividad ha aumentado considerablemente estos años al mismo ritmo que han ido cerrando los talleres tradicionales: en torno a un 6% sólo en el año 2011.

Se trata de un efecto lógico. Con tantos propietarios de vehículos atravesando grandes dificultades económicas, aumenta la tendencia a  realizar el mantenimiento del coche con menos frecuencia de la aconsejable y se disparan los casos de coches abandonados en el taller por no poder hacer frente a los gastos de reparación.

Se estima que en nuestro país hay aproximadamente 46.000 talleres de automóviles en funcionamiento, una cifra muy alta en comparación a otros países europeos, pero este número desciende año tras año. Es una situación comparable con el desplome de las ventas de coches nuevos y el cierre de concesionarios. El paisaje desolador de la crisis.

Talleres ilegales, un producto de la crisis

En este escenario irrumpen con fuerza los llamados talleres ilegales, esos que no cuentan con licencia ni cumplen los requisitos legales para desarrollar su trabajo. Siempre han existido pero nunca hubo tantos como ahora. Crecen y se multiplican porque para el usuario pueden suponer un ahorro importante de dinero, al estar exentos del pago de ciertos impuestos. De hecho se calcula que 1 de cada 5 reparaciones se hace en uno de estos talleres.

Es bueno recordar a los que ejercen esta actividad que están expuestos a duras sanciones económicas en caso de ser descubiertos, y a los clientes de sus servicios que no cuentan con ninguna garantía legal sobre la reparación.

Corresponde a cada uno valorar si les compensa o no trabajar o ser cliente de un taller ilegal. En cualquier caso, parece inevitable que mientras se prolongue este momento de difícil coyuntura económica, esta cifra no disminuirá y los usuarios seguirán recurriendo a este tipo de talleres.